TEXTOS | 06-2006 archivos

Weblog de Manuel Cerezo Arriaza
↑ 07-2006

06-06-2006

LEVEDAD

gajcpinturazenb[1].jpg

Este paisaje de Eitoku apenas esboza las formas, emplea una pincelada difusa sobre un amplio espacio libre. Nos puede recordar los procedimientos del expresionismo abstracto, pero en realidad pertenece al minimalismo zen. Con ello se quiere sugerir que el vacío o la totalidad que rodea a la finitud de las formas. Lo visible se sustenta en lo vacío, en la nada, que es el todo. El arte tendría que intentar sugerir o revelar de alguna forma esa evidencia íntima.

Mientras que el arte occidental se ha empeñado en plasmar o definir lo ideal o espiritual, el arte zen renuncia a esa pretensión imposible y se limita a dar una vaga pista de aproximación intuitiva que pueda abrir la percepción de lo adimensional.

Lo mismo hace la poesía a través del haiku. Así un poeta japonés del siglo XVII, Basho, exclama al contemplar una flor:

Cuando miro con cuidado

¡veo florecer la nazuna

junto al seto!

Es la misma sensibilidad de Juan Ramón Jiménez cuando también exclama:

No corras, ve despacio,

que adonde tienes que ir es a ti solo!

↓ 05-2006